Caos total y absoluto

Sí, eso ha sido el blog en este último mes (principalmente). Todos mis propósitos de año nuevo se han quedado precisamente en eso.

Pero todo tiene un por qué: un montón de trabajo, cambio de hosting y los quebraderos de cabeza que me ha dado (¡por fin he abandonado a Arsys!), cambio de imagen corporativa de Eventos Bambú, curso intensivo de Marketing Digital de Google, mudanza (otra más, si planto el huevo en algún sitio no pasa nada) y ahora ando sin internet en casa.

Total, que se han ido alineando los planetas para que no pueda ponerme a escribir. Sí que os he ido contestando a las preguntas que me mandáis, pero poco más.

Además ahora estamos haciendo algunos cambios en Eventos Bambú: voy a empezar a dedicarme casi exclusivamente al marketing, a pensar nuevas estrategias y a meterle caña al asunto. Ya iréis viendo todas las novedades :)

Y vamos a ser sinceros, a esto hay que sumarle que hace mucho calor y que ya apetece más irse a la playita que ponerse delante del ordenador.

Total, que todo este rollo para decir que, visto lo visto, vamos a tomarnos vacaciones hasta Septiembre. Porque pensaréis que es coña, pero si me paso mucho tiempo sin escribir y no aviso es como que me siento mal.

Lo dicho, seguiré por aquí para contestar a las preguntas que me hagáis (perdonar si tardo un poquito más, que lo mismo me pilláis en la playa) pero los posts volverán en Septiembre.

¡Que paséis un feliz verano!

playa

Aprendiendo a publicar en redes sociales

Lo más normal cuando te dispones a promocionar algo en redes sociales, ya sea un blog personal o una empresa, es que busques información y consejos sobre cómo hacerlo lo mejor posible.

Si pones en Google “cómo publicar en redes sociales” encontrarás miles y miles de artículos llenos de consejos sobre lo que debes y no debes hacer. A veces, cuando los leo, me da la sensación de que son consejos muy cuadriculados y más orientados a grandes empresas que a las pequeñas (no olvidemos que el tejido empresarial español está formado principalmente por pymes).

Creo que se dan tantas pautas sobre qué se debe publicar, a qué hora, a cuánta gente debes seguir al día… que al final las redes sociales pierden toda su esencia: acercar las marcas a los consumidores. Con las redes sociales lo que se pretende (o se debe pretender) es acortar distancias entre el ente (la marca) y la persona (el público), por lo que debes comportarte de forma más distendida, hablando de tú a tú.

Sigue leyendo

De los blogs, la zona de confort y otras historietas

desempleo

No me voy a poner a explicar la situación deprimente que se está viviendo en este país, es conocido por todos.

Mi “señor esposo” se ha pasado 4 años parado, que sí, que en ese tiempo aprovechó para estudiar un máster y un FP, pero al fin y al cabo lo hacía porque no tenía trabajo. Imagínate encontrar algo como Arquitecto Técnico en este país.

Los que le conocemos sabemos lo mal que lo ha pasado y los que le queremos lo hemos pasado mal con él. Obviamente, en una situación así no puedes deprimirte con él (sobre todo si de una relación de pareja estamos hablando) por lo que intentas ayudarle, buscar opciones y darle alternativas. Cualquier cosa para que se sienta mejor. Porque lo peor de ser un parado de larga duración no es el tema económico (que también) es que llegas a sentir que no vales para nada. Eso es lo que te hace ir hundiéndote y no ver la luz al final del túnel.

Tú, que estás a su lado, no puedes permitir que eso pase: si uno de los dos se hunde, se hunde el barco, por lo que te pones a buscar. Y buscando y buscando te encuentras con un montón de opciones y alternativas que parecen súper simples de llevar a cabo y que hacen ver a las personas que si no tienen trabajo es porque no quieren.

En esas alternativas, tú, que tienes un blog de marketing o de social media o de temas laborales, te ves en la capacidad de decirle a la gente qué tiene que hacer para tener trabajo, hablas de que tiene que olvidarse un poco de la forma tradicional de buscar trabajo, que piense ideas nuevas, que sea original.

Sigue leyendo

[Solución a problemas] Iconos de redes sociales en WordPress

En Octubre del año pasado escribí un post en el que explicaba una forma de poner los iconos de redes sociales en WordPress.

En este post cuento el proceso completo, desde cómo subir las imágenes a nuestro WordPress hasta qué código usar y cómo poner varias filas de iconos.

Sin embargo, casi todas las semanas me llega algún mensaje, ya sea desde los comentarios o por e-mail, en el que me dicen que no les salen y me preguntan sus dudas. La verdad es que cuando yo estuve investigando sobre cómo ponerlos también me costó la misma vida.

Las dudas siempre son las mismas, así que he pensado que hacer una “respuesta general” puede ayudar bastante a los que lleguen aquí en busca de cómo poner los iconos.

NO ME RECONOCE/SALE LA IMAGEN

Esto suele ser por 2 motivos:

  1. La imagen tiene caracteres que WordPress no reconoce, por ejemplo: Ñ, ¿ ?, ( ), ¡ !
    El nombre de la imagen solo debe contener letras (excepto la Ñ), números, guión bajo o guión medio. Si le pones otros caracteres puede ser que WordPress no reconozca el nombre y, por lo tanto, no muestre la imagen.
  2. Se han duplicado las comillas. Esto os ha pasado a muchos, que al guardar el código en el widget se os duplican las comillas (es posible que esto sea porque habéis copiado y pegado).
    Si pasa esto prueba a borrar el código y a escribirlo a mano, usando la comilla simple que está en la misma tecla del signo de interrogación.
    Es decir, para entendernos mejor: el código que puse en el post era el siguiente (y que funciona bien):

<center>
<tr>
<td>
<a href=’URL DE DESTINO style=’display:inline-block;’ target=’_blank’><img border=’0′ src=’URL DE LA IMAGEN‘ target=’_blank’/></a>
</td>
</tr>
</center>

Como ves lo que utilizo es la comilla simple, la que está en la misma tecla del signo de interrogación (?). Cuando me meto a ver por qué no os sale bien el icono me suelo encontrar esto:

<center>
<tr>
<td>
<a href=”‘URL DE DESTINO‘” style=”‘display:inline-block;”‘ target=”‘_blank’”><img border=”’0′” src=”‘URL DE LA IMAGEN‘” target=”‘_blank’”/></a>
</td>
</tr>
</center>

Como ves se han duplicado las comillas, ahora salen las dobles (“) y la simple (‘). Creo que esto pasa al copiar y pegar, por lo que lo ideal es borrar todo el código y escribirlo a mano, con la comilla simple de la tecla (‘).

EL TAMAÑO NO SALE COMO QUIERO

Lo ideal es subir la imagen directamente del tamaño que quieras que aparezca, pero si no puedes jugar con los códigos width y height.

<center>
<tr>
<td>
<a href=’URL DE DESTINO‘ style=’display:inline-block;’ target=’_blank’><img border=’0′ src=’URL DE LA IMAGEN‘ target=’_blank’ width=’X‘ height=’X‘/></a>
</td>
</tr>
</center>

Poniendo en la X el número de píxeles que quieras que tenga la imagen.

Espero que esto le sirva a todo el que se acerque a ver cómo poner sus iconos de redes sociales en WordPress pero, de todas maneras, por aquí seguimos para cualquier pregunta :)

gracias-por-leer

mailchimp

Cuanto más lejos, mejor

Si habéis leído el post “Elementos para hacer un plan de marketing completo” sabréis que, desde mi punto de vista, el marketing no es sólo “vender cosas”, sino que hay mucho más: es una forma de ser de la empresa.

En el post hablo un poquito sobre marketing interno, sobre cómo la empresa debe hacer ver a sus empleados que son una parte importante de la misma, que tienen que formarlos y motivarlos para que cada vez trabajen mejor.

Que la teoría del ordeno y mando debería estar ya más que olvidada.

Pero de repente te encuentras con que grandes empresas, las que se supone que tienen todos los medios y deben dar ejemplo, llevan a cabo algunas políticas de marketing interno, cuanto menos, dignas de estudio.

Sigue leyendo